Ya no te veré morir: no sólo Hamlet duele

Ya no te veré morir: no sólo Hamlet duele

Ya no te veré morir: no sólo Hamlet duele

A orillas del amor, del mar, de la mañana,

en la arena caliente, temblante de blancura,

cada uno es un fruto madurando su muerte.

“Mediodía” – Idea Vilariño

Cuesta escribir lo no lineal. A veces estamos tan embebidos en el texto y en el relato que cuando hallamos una propuesta como “Hamlet duele”, salimos con más preguntas que respuestas pero sin dudas marcados por la experiencia que acabamos de vivir.

La propuesta con la que nos enfrentamos sale de lo común y quizás se trate, más que de un producto, de un proceso en vivo y en directo. Los cuerpos son los que hablan, con su movimiento, su destreza y su lenguaje corporal, a veces más que las palabras explícitas. Esta obra, atravesada por el dolor, por la angustia, por la pérdida, acerca el duelo a los espectadores mediante el llanto, el grito y la letanía y de una manera casi coral nos sumerge a todos en esa experiencia, la de la muerte, las separaciones; al fin y al cabo de la ausencia.

Esta obra es una multiplicidad de sentidos surgida de un collage de diversos orígenes: elementos de desecho que se destruyen, prendas negras que transmutan en etéreas y cadavéricas, cosas asociadas a la nostalgia –calendarios- y a la violencia –sogas como látigos-, ataúdes de cartón, poemas traducidos a un idioma foráneo (“Ya no”, de Idea Vilariño, poderosísima voz del desamor) que se repiten como mantra mortal; todo aquello asociado al vacío angustiante del duelo, todo aquello a lo que nos podessssmos aferrar para no dejarnos arrastrar por él.

Los personajes se distinguen y se funden rítmicamente y configuran las formas de la reacción ante la pena. Una batalla entre sobrevivir y sucumbir, entre tomar el poder por sobre la muerte; una construcción colectiva del sufrimiento.

Es interesante la propuesta escenográfica, que confunde al inicio lo accidental con lo intencional en una sala sobrepoblada de objetos, con los asientos destinados al público ocupados por abrigos y mochilas sin dueño, para pasar a una sala de decoración austera y oscura, quizás otra excelente representación de los estadios del duelo. El duelo es ese espacio poblado de objetos que ya no tienen dueño y al mismo tiempo, el vacío oscuro en el que podemos despertar otras mañanas.dsds

“Hamlet duele” es una propuesta teatral fuera de lo común: por momentos danza, por momentos lucha, por momentos literatura, por momentos happening, por momentos funeral pero jamás espectáculo pasivo. No es una obra donde solo se mira y se disfruta, sino también en donde el público es atravesado por la experiencia del dolor.

 

 

 

 

Ficha Técnica

FICHA ARTÍSTICA

Actúan: Cynthia Campano, Florencia Campano, Natalia Corrao, Federico Díaz, Rodrigo Fedele, Julián Fuentes, Milagros Gallo, Guadalupe García, Natalia Lisotto, Cecilia Maha, Analía Pelle.

Participación especial: Rubén Szchumacher

Vestuario: Expansión Escénica

Asistencia de vestuario: Cecilia Maha – Cazadora Vintage

Sonido: Mariano Ferreras

Escenografía: Expansión Escénica

Iluminación: Damián Monzón

Operación técnica: Daniela Horovitz

Diseño Gráfico: Cynthia Olivera.

Fotografía: Juan Manuel Ledesma

Producción: Expansión Escénica.

Espacio escénico: Hugo Martínez.

Prensa y comunicación: Batahola

Realización Audiovisual: Juan Manuel Ledesma – JML / Audiovisuales.

Poema: “Ya no será” de Idea Vilariño, traducido al inglés por Analía Pelle.

Supervisión y acompañamiento del proceso creativo: Eugenia Pérez Tomas.

Asistencia de dirección: Mariano Basile

Dirección y dramaturgia: Hugo Martínez.